El codo de tenista, también llamado epicondilitis, es la inflamación de los tendones que unen la musculatura del antebrazo y de la mano con el epicóndilo en la cara lateral externa del codo, siendo esta musculatura la encargada de controlar los principales movimientos de la mano.

Cuando se usan estos músculos una y otra vez, se producen pequeñas microlesiones en el tendón. Con el tiempo esto lleva a que se presente irritación y dolor en la zona señalada anteriormente. Cualquier actividad que involucre la torsión repetitiva de la muñeca puede llevar a esta lesión.

Existen profesiones que, debido a la repetición de un gesto en concreto, son más propensas a padecer la epicondilitis; pintores, mecánicos, obreros o personas que están durante horas delante del ordenador manejando el ratón. Los deportes de raqueta (como el tenis, pádel) y los deportes de lanzamiento (como el béisbol, golf) también conducen al codo de tenista.

Síntomas de la epicondilitis

De forma general, en toda epicondilitis puede notarse dolor al sujetar objetos o agarrar objetos, falta de fuerza en el antebrazo, dolor a la presión en el codo en los puntos de inserción de los tendones e impotencia funcional a la hora de apretar la mano a otra persona. Generalmente, estos dolores cesan durante la noche.

En cuanto a su tratamiento, hay que empezar por aplicar hielo después de los estiramientos post-partido o post-actividad. Aplicar en la zona dolorida alrededor de 20 minutos, en busca de reducir la inflamación y aliviar el intenso dolor.

Se puede recurrir a los antiflamatorios no esteroides para bajar el dolor y la inflamación, pero sin abusar de ellos. En el caso de que el dolor continúe hay que parar de jugar o realizar la actividad que produce el problema y acudir a un fisioterapeuta para que, con ultrasonidos, vendajes y otras técnicas intente eliminar el dolor.

Tratamiento de la epicondilitis

El síntoma más común del codo de tenista es el dolor en la parte externa del codo. Teniendo en cuenta el descanso suficiente, el tendón se puede reparar por su cuenta. Pero si continúa la actividad, el tendón debilitado puede ser más vulnerable a la rotura con un repentino golpe accidental, una caída o un movimiento forzado.

Si la lesión es reciente, con reposo y tratamiento del tendón lesionado es probable que se cure con un poco de tejido de la cicatriz y con la máxima resistencia. Aunque una lesión leve reciente, puede necesitar un par de semanas de descanso para sanar, un tendón seriamente dañado puede tardar meses en reparar. Las inyecciones de corticosteroides pueden ayudar a aliviar el dolor a corto plazo ayudando a iniciar ejercicios de rehabilitación. Pero puede debilitar el tejido del tendón si se dan demasiado a menudo.

El dolor leve en el codo que va y viene puede mejorar en 6 a 8 semanas.

El dolor en el codo prolongado puede llevar un tiempo de recuperación de 6 a 12 meses.

En algunos casos, el dolor tiene una duración de 2 años o más, si no mejora en 6 a 12 meses de reposo del tendón y rehabilitación, entonces puede recurrir a la cirugía.

 

CODO DE TENISTA | EPICONDILITIS TRATAMIENTO NATURAL

Epicondilitis tratamiento inicial

El tratamiento para el codo de tenista es más eficaz cuando se inicia tan pronto como aparezcan los síntomas.

Tan pronto como usted note dolor, utilice hielo o compresas frías durante 10 a 15 minutos varias veces al día. Coloque siempre un paño delgado entre el hielo y la piel. Siga usando hielo si siente que le alivia el dolor.

También puede tomar medicamentos anti-inflamatorios no esteroideos (AINE), incluyendo la aspirina, ibuprofeno o naproxeno. No tomar aspirina si es menor de 20 años de edad, debido al riesgo del Síndrome de Reye, una enfermedad grave. También puede aplicar una crema sobre la zona dolorida. Acetaminofeno (como Tylenol) también pueden ayudar con el dolor.

Las férulas para la muñeca y el codo se pueden utilizar en el tratamiento. Las férulas son de utilidad para los huesos, articulaciones y problemas en los tendones. Sin embargo, no se ha demostrado que alivie el dolor o la recuperación de las lesiones del codo de tenista.

 

Epicondilitis tratamiento continuo

Durante los primeros meses de la recuperación de codo de tenista, debe continuar con el tratamiento inicial y comenzar:

Rehabilitación. Esto puede incluir el ejercicio y otros tratamientos de fisioterapia para disminuir el dolor e incrementar el rango de movimiento. Los ejercicios de flexibilidad y fuerza muscular del brazo son:

–          Ejercicios de calentamiento para el codo de tenista.

–          Ejercicios de estiramiento del codo de tenista.

–          Ejercicios de fortalecimiento para el codo de tenista.

–          Después de la actividad, aplicar hielo para evitar el dolor y la hinchazón.

Use un brazalete de contrafuerza cuando usted necesite apretar o torcer algo. Esto es una banda que se coloca alrededor del antebrazo, aproximadamente a unos 3 cm. por debajo del codo. Alivia la presión sobre el tendón y la fuerza se extiende a lo largo de su brazo. Sin embargo, si usted continúa usando una técnica pobre o un equipo incorrecto que fue la causa de su epicondilitis lateral, no le dará ningún resultado.

Puede consultar con nuestros expertos para ver si necesita cambiar la forma de realizar una actividad o qué tipo de equipo tiene que utilizar. Un entrenador deportivo puede ayudar con las actividades y equipamientos deportivos. Una ergonomía especialista, terapeuta ocupacional o fisioterapeuta puede ayudar en su lugar de trabajo, incluyendo las herramientas que utiliza, como está su espacio de trabajo configurado y cómo hacer su trabajo.

 

Epicondilitis tratamiento si la afección empeora o no mejora

Cuanto más tiempo continúe la actividad que daña el tendón, desde que se iniciaron los primeros síntomas del codo de tenista, más difícil será la cura. Esta actividad permanente puede causar graves daños en el tendón y algún día puede requerir cirugía. Si sus síntomas no desaparecen, su médico puede sugerirle:

Las inyecciones de corticosteroides pueden ayudar a aliviar el dolor durante un corto tiempo. Este tratamiento se utiliza cuando todavía se tiene dolor después de 6 a 8 semanas de descanso y rehabilitación.

La terapia de ultrasonido puede ayudar a su tendón a curar y calmar el dolor.

La cirugía rara vez se utiliza para tratar el codo de tenista (menos de 5 de cada 100 casos), puede ser una opción de tratamiento si el dolor del codo es persistente y no mejora después de 6 a 12 meses de reposo del tendón y de rehabilitación. Generalmente, la cirugía consiste en cortar (la liberación) del tendón, la eliminación de tejido dañado del tendón o ambas cosas. En algunos casos, los desgarros de los tendones pueden ser reparados.

Sus opciones de tratamiento dependerán en parte de si el dolor del codo afecta a su trabajo o vida cotidiana. También depende de si está dispuesto o es capaz de cambiar los hábitos o actividades que le están causando dolor en el codo.

Centre Medic Meisa,  Plaza Sant Herbain, s/n 08840 Viladecans (Barcelona)

cmmeisa@cmmeisa.com +34 93 659 15 66