Centro Médico Meisa e Instituts Guirado suman esfuerzos para ofrecer un servicio de diagnóstico por la imagen de alta calidad en Viladecans que dará servicio a toda la comarca del Baix Llobregat

El diagnóstico por la imagen constituye cada vez más una herramienta clave para el tratamiento de la salud y la prevención de la enfermedad. Este es el motivo que ha impulsado a Centro Médico Meisa y a Instituts Guirado a unir su amplia experiencia y su capacidad en la creación de un nuevo espacio, que cuenta con la mejor tecnología disponible en este campo, y que está al servicio de la comarca del Baix Llobregat. Dicho espacio, ubicado en una ampliación de las actuales instalaciones de Meisa en Viladecans, acoge dos equipos de radiodiagnóstico: uno de tomografía computerizada (TC) de 16 filas de detectores y uno de resonancia magnética (RM). Para más adelante está prevista la incorporación de un equipo Cone Beam Computed Tomography (CCBCT).

Última generación

Los tres equipos son de última generación, con unas características que ofrecen importantes ventajas frente a equipos anteriores. La TC de 16 filas de detectores es la técnica de elección para el estudio de patologías torácicas, angiografías o patologías abdominales y pélvicas, así como para exploraciones de parénquima cerebral, patología vascular cerebral, trastornos cognitivos, estudios de OTL y de columna vertebral. “Esta técnica implica una exposición a radiación ionizante, pero en este caso estamos ante un aparato que con menos dosis de radiación permite obtener el mismo detalle anatómico que otros equipos”, asegura el doctor Jorge Salmerón, de Instituts Guirado.

En lo que respecta al equipo de resonancia magnética, también reúne las últimas innovaciones en este campo. A diferencia de la tomografía, es una técnica que no irradia. El abanico de exploraciones que se puede realizar con la RM es muy amplio: desde estructuras osteoarticulares, con una perfecta visión muscular, cartilaginosa, y del estado de ligamentos y tendones, a estudios de neuroradiología, tanto de columna vertebral -con la perfecta identificación de hernias discales y patologías medulares- como cerebral, donde la RM es la técnica de elección para el estudio del parénquima cerebral y las estructuras vasculares.

Asimismo, la RM, gracias a sus avances y a la obtención de imágenes en tiempo cada vez menor, está adquiriendo mayor relevancia en el diagnóstico de patologías abdominales y pélvicas,

campos hasta la fecha reservados al estudio mediante TC. La alta resolución y la posibilidad de un estudio dinámico con contraste, de la RM adquirida por Meisa Guirado, permite realizar estudios de RM mamaria para el screening del cáncer de mama.

En cuanto al tomógrafo CBCT, su dosis de radiación es entre 5 ó 10 veces inferior a la de un TC convencional y a la vez es capaz de lograr una altísima resolución. Es una tipología de equipo que normalmente se ha venido utilizando para problemas dentales. “La novedad -afirma el doctor Salmerón- es que seremos los primeros que lo utilizaremos en traumatología, examen de cartílagos, o para el diagnóstico precoz del cáncer”.

Abierto a toda la comarca

El Baix Llobregat es una de las comarcas más pobladas del entorno metropolitano de Barcelona y genera una notable demanda de atención médica que, en ocasiones, tensiona los centros públicos. “Aunque los profesionales de este ámbito realizan grandes esfuerzos, las listas de espera son un hecho, y este fue uno de los motivos que nos animó a impulsar esta nueva oferta”, explica el doctor Salmerón.

Efectivamente, los principales servicios de diagnóstico por la imagen en el Baix Llobregat se hallan distribuidos en los grandes hospitales que tienen que gestionar día a día una notable afluencia de personas. Para los pacientes de la zona el nuevo servicio de Meisa e Instituts Guirado marca un cambio significativo. Por un lado, van a tener a su alcance equipos propios de un gran hospital, pero a pie de calle, y por tanto mucho más accesibles. Otro beneficio es que las consultas de los especialistas de Meisa están situadas al lado del centro de radiodiagnóstico. El doctor Salmerón destaca este hecho como un gran avance en la agilidad del servicio: “en tan solo 48 horas una persona podrá disponer del diagnóstico y del posible tratamiento debido a la proximidad entre el personal clínico y los radiólogos, algo que no es muy habitual en nuestro contexto”.

La población del Baix Llobregat, como la de todo el país, está experimentando un envejecimiento progresivo. A parte del efecto que este fenómeno tiene sobre las listas de espera del sistema sanitario, comporta también un incremento de distintas patologías asociadas a esta fase de la vida. Los nuevos equipos de diagnóstico por la imagen son imprescindibles para un buen tratamiento, pero sobre todo para la prevención de muchas de estas patologías. Son equipos que permiten, por ejemplo, obtener biomarcadores a través de las estadísticas que recogen de los pacientes, tras ser analizadas por sistemas informáticos avanzados. Los biomarcadores pueden proporcionar información sobre la evolución futura de la salud, ya sea en aspectos como

el riesgo de fracturas óseas, o en otros como la tendencia a desarrollar ciertas enfermedades neurodegenerativas.

Tanto el equipo de tomografía computerizada (TAC) como el de resonancia magnética están ya dando servicio en el centro médico Meisa de Viladecans y serán plenamente operativos. El personal técnico ha sido ampliamente formado para ofrecer la mejor atención al paciente y realizar las pruebas con total eficiencia. Además, contará con el respaldo de la experiencia de los radiólogos de Instituts Guirado.

Con este centro, Meisa unirá a su trayectoria de medicina de proximidad -que cuenta con un amplio número de especialidades- una opción de diagnóstico por la imagen pensada para una población que demanda, de forma creciente, servicios de salud más accesibles y eficientes.

 

Centre Medic Meisa, Plaza Sant Herbain, s/n 08840 Viladecans (Barcelona)

cmmeisa@cmmeisa.com +34 93 659 15 66