Con la llegada de la primavera, no todo son buenas noticias. Es cierto que se trata de una época donde el sol comienza a brillar, los días son más largos, surgen más planes con los amigos… Pero también son unos meses donde la alergia, el cansancio y otros síntomas de la astenia primaveral irrumpen con fuerza.

¿Quieres saber qué es exactamente la astenia primaveral y cómo combatir sus efectos?

¡Empecemos!

Consejos para paliar los efectos de la astenia primaveral

La astenia primaveral podría definirse como la respuesta de nuestro cuerpo a los siguientes cambios: aumento de temperatura, de las horas de luz, humedad, presión…

Adaptarse a estas nuevas circunstancias no es fácil para nuestro organismo.

Y esto, sumado a la alergia que algunos sufren, provoca una bajada de defensas, cansancio, falta de concentración, de apetito, trastornos en el sueño, irritabilidad, dolores de cabeza o apatía.

¿Padeces alguno de estos síntomas? A continuación te daremos varios consejos para acabar con ellos.

  • Dieta equilibrada. Para fortalecer tu sistema inmunitario y recuperar energía, es vital que sigas una dieta sana, rica en vitaminas y minerales. En ella no pueden faltar las verduras, frutas, cereales y legumbres.
  • Toma un aporte extra de energía. Esto te lo darán alimentos como el plátano o los frutos secos. Ambos pueden ser el tentempié perfecto para la merienda o media mañana.
  • Evita las comidas copiosas. Te restarán energía rápidamente. Pasa lo mismo con los productos de bollería o con exceso de azúcar.
  • Bebe mucha agua. La deshidratación es el enemigo número uno del cansancio y la fatiga mental. Mantente hidratado y recuperarás tus niveles de concentración.
  • Reduce el consumo de café. La cafeína puede aumentar síntomas como el trastorno del sueño, lo cual dificultará tu descanso.
  • Apuesta por las sustancias revitalizantes. Tales como el ginseng o la jalea real. Ambas son una gran ayuda para combatir el decaimiento.
  • No interrumpas tu rutina de ejercicios. Aunque estés cansado, continúa practicando deporte. Gracias a la liberación de endorfinas, este es el mejor remedio contra el cansancio y la apatía.

¿Listo para incorporar a tus hábitos diarios estas recomendaciones? Hazlo y verás cómo reduces los síntomas de la astenia primaveral.